Camilla Läckberg

Me ha parecido sosilla esta novela, y desde el principio. Luego la cosa mejora, pero ya me pesa demasiado la impresión inicial y sólo quiero terminarla cuanto antes. Si me dicen que voy a leer una novela negra espero leer eso y “eso” no consiste en poner un cadáver en una bañera y a una serie de gente en danza intentando buscar a quien lo ha hecho. De camino, un montón de historias tangenciales, mucha descripción fatigosa y, para cuadrar la cuestión, un secreto sórdido, cómo no de índole sexual. Sin ser morboso, la imagen que da el libro de la familia en Suecia es muy negativa: abandonos, adulterios, violencia, abuso a niños, convivencias insufribles, poner el qué dirán por delante del bien de los hijos, etc.

La buena noticia: que ya no voy a tener que leerme las siguientes entregas de la “reina de la novela negra escandinava”. Las campañas publicitarias nos ponen nerviosos al hacernos ver la cantidad de cosas que tenemos pendientes y luego no es para tanto. Incluso, si se sabe donde mirar en la red, no hay que leerse ni el primero. Yo mismo me la podía haber ahorrado.

Como siempre, ya me conocen, exagero un poco. Este libro no es un petardo absoluto. Simplemente hay otras muchas cosas mejores.

Una cosa más: en el caso improbable de que lea este comentario, recomiendo al traductor/ra que no siga empleando “mecachis”, “moza” o cosas así. Aunque yo no estaré allí para comprobarlo.

Autor: Javier Cercas Rueda

En 1965 nací en Sevilla, donde he vivido casi treinta años con un pequeño paréntesis de cuatro en Jerez. En 1994 me trasladé a Granada, donde sigo desde entonces. Estudié Economía general, he vivido once años de mi vida en Colegios Mayores, y desde 1995 hago crítica de libros y he mantenido diferentes relaciones con el mundo de la comunicación. Entre las cosas que me hacen más feliz están mi familia, mis amigos, los libros que he leído y haber subido en bici el Galibier. AVISO IMPORTANTE Conviene volver a recordar que el autor de estas entradas, Francisco Javier Cercas Rueda (Sevilla, 1965), que firma sus escritos como Javier Cercas Rueda (en la foto a la derecha) y José Javier Cercas Mena (Ibahernando, Cáceres, 1962), que firma los suyos (como Soldados de Salamina) como Javier Cercas, somos dos personas distintas.

8 opiniones en “Camilla Läckberg”

  1. Totalmente de acuerdo: hay cosas peores. Estoy de baja con un esguince (nada importante, solo reposo) y me he leido todas las traducidas de esta autora. No me han disgustado y me han entretenido, quizás por mi situación no puedo leer cosas más profundas.
    En esta de La Princesa de Hielo, me ha gustado el personaje de la hermana, poco desarrollado a mi parecer, pero podía dar más juego.

    Saludos

  2. Lo leí hace mucho tiempo, recién puesto a la venta y la verdad es que pensé que no tendría mucho éxito ¡me equivoqué!
    El caso es que a la gente le gusta tanto que acaba demandando toda la obra de la autora. La calidad y lo comercial "no siempre" van ligados.

  3. yo lo tenia por bueno…pero a veces la imagen y la publicidad engañan…debo decir que muchas veces me siento atraida por un libro por la tapa..la imagen, la tipografia, el titulo, etc..
    en este caso, realmente me ocurre asi, no poor el titulo,que no me llama la atencion, pero la tapa si invita a leerlo…no asi tu comentario…una vez mas, parece ser que las apariencias engañan…

Deja un comentario